El bloque de diputados de Cambiemos cuestionó al FpV por intentar desestabilizar al Gobierno, y advierten acerca de los riesgos que acarrea promover el proyecto de emergencia que fuera propuesto por la Mesa de Unidad Sindical. Representantes del sector empresario, e incluso dirigentes del Justicialismo, cuestionaron las intenciones de los legisladores del FpV, por entender que impulsar una ley que imponga nuevos gravámenes a la industria no sólo resentirá más la economía, sino que pondría en riesgo la seguridad jurídica.
Cambiemos sostiene que los diputados Touriñán, Dufour y Meza Evans, pretenden engañar a los trabajadores. Eduardo Conde, Jacqueline Caminoa y Manuel Pagliaroni, remarcaron que los legisladores del FpV formaron parte de las últimas gestiones justicialistas que generaron la decadencia económica provincial.

Conductas inapropiadas

Respecto a la suspensión de la sesión del pasado martes, el presidente de bloque, Eduardo Conde, expresó que “no concurrimos a la sesión porque la decisión de no concretarla había sido tomada previamente a la convocatoria por varios motivos, entre ellos, la medida de fuerza del gremio APEL. Hay que dejar en claro que nuestro espacio político de ninguna manera tiene una actitud de reticencia a la tarea que nos compete”.
En ese marco, el legislador advirtió que “el bloque del Frente para la Victoria fomentó la convocatoria a una movilización de los gremios estatales a la Legislatura, con conductas inapropiadas como formular algún tipo de escrache a los diputados ausentes”.
“Nuestro espíritu parlamentario siempre es sesionar pero hay que terminar con la conducta del FPV de apelar a estos instrumentos que son ajenos a la tarea parlamentaria, de generar presión como está ocurriendo, y pretender que las decisiones políticas en el ámbito legislativo se adopten en el marco de la presión. Esto no lo vamos a permitir nunca. Las acciones legislativas serán analizadas como corresponde pero no haremos absolutamente nada fuera de los marcos de la legalidad que implica la tarea”, aseveró Conde.

Interna peronista

A su turno la legisladora Caminoa remarcó que “vemos con preocupación que digan que actuamos de la misma forma que el gobierno provincial. Prácticamente todos los Ministros del Ejecutivo pertenecen al FPV, o por lo menos ocuparon cargos en el periodo anterior. Yo entiendo que ellos se quieren despegar por una cuestión electoralista pero esto termina siendo una interna peronista, deben hacerse cargo de estos 16 años de gobierno”, señaló.
“Pretenden responsabilizar a Cambiemos de algunas situaciones que nada tienen que ver porque cuando los diputados radicales en soledad gritaban que se estaban entregando los recursos naturales, que se estaban enajenando la pesca, el petróleo, muchos de ellos junto a los gremios, se callaron ante esta situación”, dijo la diputada radical al afirmar que “de ninguna manera vamos a aportar para que esto se siga prendiendo fuego, lo contrario. Tenemos una actitud responsable y hemos tratado de ser cautos en nuestras declaraciones, pero tampoco vamos a aceptar que se nos haga responsables o se nos indilgue que no queremos sesionar”.

Engaño a los trabajadores

El diputado Manuel Pagliaroni aseguró que tras analizar con asesores legales y contables la iniciativa que promueven la Mesa Sindical y del FpV, se advierte intencionalidad política, “el Frente para la Victoria, ha estado engañando a los trabajadores diciéndoles que su proyecto iba a traer una solución inmediata respecto al conflicto existente con el pago de los salarios de forma escalonada y sin aumento. El proyecto presentado por la diputada Dufour habla simplemente de generar un fondo, que es muy cuestionable porque no hay garantías legales de que esto se pueda implementar, pero aun si se pudiese, bajo ningún punto de vista el proyecto prevé que se destine al pago de sueldos. Es para bienes corrientes, bienes de capital pero no para sueldos”, explicó.
En opinión de Pagliaroni, los diputados del FpV “han mantenido engañados a la gente, con una actitud canallesca haciéndolos creer que estaban generando un fondo para pagar salarios. Este engaño se caerá rápidamente cuando se trate el proyecto en la Cámara”, insistió.

Linares cuestiona el proyecto

Consultado acerca de la iniciativa que se promueve en la Legislatura, el intendente Carlos Linares, reconoció que “es inviable”, dijo al señalar que “se trata de una mentira, no se puede llevar a cabo”.
El intendente de Comodoro Rivadavia entiende que propiciar un fondo pretendiendo recaudación extraordinaria de las empresas que ya tributan, implicaría despidos en la actividad privada.
“Yo acompaño y estoy a favor del reclamo de los empelados estatales, pero no es menos verdad que hay más de 4 mil despedidos que no cobran nada, tenemos que buscar la solución a los problemas”, dijo Linares remarcando que ejercer mayor presión en el sector industrial sería atentar contra las fuentes de empleo.
El Jefe comunal comodorense insistió en que señalar que el gobernador Mariano “Arcioni es quien debe encabezar la mesa de negociación, y convocar a los referentes gremiales para encontrar la solución al conflicto de forma conjunta, no sólo para beneficio de los trabajadores, sino de toda la gente. Ese es el único camino”.

Papaiani quiere consenso

La diputada Florencia Papaiani, participó el martes pasado de la reunión con los trabajadores estatales, sin embargo no manifestó expresamente su apoyo al proyecto de emergencia como los referentes del FpV, e incluso insistió en señalar que es necesario encontrar una solución al conflicto en el marco del “consenso”.
La presidente del bloque Frente de Agrupaciones, sostuvo que “nosotros creemos que hay que hacer algo, de hecho el Ejecutivo anunció la creación de un fideicomiso donde las grandes empresas iban a aportar”, dijo al manifestar que ante la situación que atraviesa la provincia debería buscarse la solución a través del consenso.

Ingram advierte maniobras

El diputado Rody Ingram, advierte el FpV promueve “un proyecto que en definitiva es más político que otra cosa”, dijo al remarcar que se trata de una maniobra, porque el texto del proyecto no contempla que los dineros del fondo que se pretende crear vayan al pago de sueldos, sino que se usarían para solventar gastos que demanden Educación, Salud y Seguridad, en el marco de la declaración de emergencia que promueve la misma iniciativa en el artículo 1º.
El titular de la Legislatura, advierte que el proyecto en cuestión “es un manotazo de ahogado, porque esa era una propuesta de la Mesa Sindical, lo toman dos o tres diputados del Frente para la Victoria, lo corrigen y presentan esto”, dijo Ingram, al recordar que “el Gobierno se encuentra trabajando en un Fideicomiso con las empresas”, que no es algo compulsivo, como el caso de la emergencia.
En ese esquema de reflexión el legislador oficialista advierte que “desfinanciar el privado para inyectarle fondos al sector público, me parece que no es el camino”, dijo al remarcar que el Ejecutivo se encuentra gestionando fondos para atender las diversas demandas de la provincia.

Trabajadores en alerta

La suspensión de la labor parlamentaria impacta también en otros sectores de la economía, y así lo han manifestado los trabajadores del sector petrolero que están a la espera del tratamiento legislativo del convenio entre Capsa, EnapSipetrol y Petrominera, afectando la producción.
En ese sentido, Jorge Ávila, dirigente del Sindicato del Petróleo y Gas Privado, advirtió que la situación conlleva a que haya “puestos de trabajo paralizados”, dijo al remarcar que están todas las expectativas puestas en que este jueves se resuelva la situación, los diputados sesionen y se apruebe el convenio que implica una mejora para el sector.
En el mismo sentido, desde el sector petrolero, se observa que el proyecto de emergencia que busca imponer gravámenes extraordinarios a la actividad, atenta contra las demás acciones que se vienen llevando adelante para lograr mejoras en materia de producción y generación de empleo.

Expectativas

Todas las expectativas están puestas en lo que pueda suceder hoy en la Legislatura. Lo cierto es que el proyecto de emergencia será presentado, y tal como lo establecen las normas vigentes deberá pasar a Comisión, será debatido por los diputados y si prospera la iniciativa de la oposición, el proyecto podría ser tratado en el recinto.
De acuerdo a lo manifestado ya por diversos actores, el proyecto de emergencia impone reglas que atentaría contra la seguridad jurídica, y no resuelve la cuestión de fondo, impidiendo además que el Ejecutivo concrete las gestiones anunciadas en torno a la creación de un fideicomiso, habida cuenta que el discurso opositor, provoca alerta en el sector privado que estaría dispuesto a cooperar si es de manera voluntaria, pero no sería igual de permeable ante la imposición de nuevos tributos.

Riesgo jurídico que supone el Fondo de Emergencia

Haciendo una observación sobre el Artículo 4 del Proyecto que promueve la creación del fondo para la emergencia en Educación, Salud y Seguridad, contempla (i) un adelanto extraordinario de regalías, y (ii) el cómputo de dicho adelanto como pago de regalías futuras condicionado a que se alcancen ciertos niveles de producción, lo que implicaría un aumento indirecto de la alícuota de regalías.
En el primer caso, se incurriría en Inconstitucionalidad, porque la Provincia no puede regular en materia de regalías hidrocarburíferas por ser materia federal salvo por lo expresamente previsto en la Ley 17.319, Art. 59, que faculta a las Provincias, como autoridad concedente, a reducir la alícuota.
La Provincia no puede (i) exigir el pago de anticipos o adelantos de regalías, ya que la Ley 17.319 prevé que los pagos son mensuales, y (ii) incrementar la alícuota más allá del tope de la Ley 17.319.
En cuanto al segundo punto la Provincia ya cedió las regalías para obtener financiamiento. No tiene el dominio de las regalías que fueron cedidas a instituciones financieras para garantizar el re-pago de deuda tomada por la Provincia.
Por ejemplo, (a) en 2013 y 2015 la Provincia cedió a Banco de Valores, como fiduciario, regalías para garantizar deuda por USD 300.000.000, y (b) en 2016 la Provincia cedió al Deutsche Bank (hoy Banco Comafi), como fiduciario, regalías para garantizar deuda por USD 700.000.000.
La Provincia no puede disponer de las regalías cedidas, solicitar anticipos, aplicarlas a un destino distinto, o solicitar su pago a una cuenta distinta, ya que no tiene el dominio y estaría incumpliendo los términos de sus acuerdos financieros, lo que podría causar un default de la deuda.
A su vez, las empresas no podrían pagar a una cuenta distinta a la de los bancos fiduciarios. Si se observa por ejemplo el Artículo 12 del proyecto, contempla una regalía del 5% sobre las ventas de energía eólica producida en la Provincia. Otra vez se incurre en una falta a acuerdos previos, porque la Provincia adhirió a la Ley 27.191 “Régimen de Fomento Nacional para el uso de fuentes renovables de energía destinada a la producción de energía eléctrica”, que en su Artículo 17 prevé que “… el acceso y uso de las fuentes renovables de energía… no estará gravado por ningún tipo de tributo específico, canon o regalías, sean nacional, provinciales o municipales, hasta el 31/12/2025…”
Por lo tanto, la imposición de regalías viola el compromiso asumido por la Provincia al haber adherido a la Ley 27.191.

Gobierno de Chubut