La decisión del Gobierno nacional de aplicar un fuerte recorte en las asignaciones familiares y eliminar los beneficios para zonas desfavorables está generando un fuerte malestar incluso dentro de las filas de Cambiemos, donde un grupo de diputados nacionales del radicalismo buscará frenar la medida desde el Congreso, lo mismo que pretende el peronismo.
Los legisladores patagónicos de la UCR anunciaron que presentarán un proyecto en el Congreso nacional para pedirle al Poder Ejecutivo que dé marcha atrás con el decreto 702 que eliminó los beneficios para zonas desfavorables en el cobro de asignaciones favorables, lo que en los hechos implica que miles de familias percibirán en los próximos meses menos de la mitad de que cobraban hasta ahora por ese ítem. El proyecto será presentado por los diputados Gustavo Menna (Chubut), Nadia Ricci y Roxana Reyes (Santa Cruz), Lorena Matzen (Río Negro) y Daniel Kroneberger (La Pampa), todos de la UCR.
“No voy a avalar ninguna política que signifique la pérdida del poder adquisitivo para las familias rionegrinas”, declaró Matzen. “Este decreto es un avasallamiento a un derecho constitucional y no representa el espíritu de mi partido, así como tampoco representa a la coalición a la cual pertenezco. Nosotros trabajamos todos los días para que, respetando las particularidades y necesidades, haya cada vez más equidad”, indicó la rionegrina.
“Esta decisión significa desconocer las diferencias que sobrellevan quienes habitan las provincias patagónicas donde el costo de vida es más alto y la calidad de vida es adversa por factores climáticos y geográficos”, dijo por su parte la santacruceña Reyes.

Menna pide revisar la medida

El chubutense Menna, en tanto, reclamó este lunes que el Gobierno “revise” el recorte que “afectará a 68 mil beneficiarios” en la Patagonia. “Compartimos el objetivo de sanear las finanzas públicas y reducir el déficit, pero debe hallarse otro camino que contemple a los sectores más vulnerables y el desigual desarrollo geográfico de nuestro país”, declaró el diputado, que en 2019 pretende ser candidato a gobernador.
La medida también había sido cuestionada duramente por el senador radical Eduardo Costa. “Esta decisión injusta e inconsulta que han tomado estos sectores (del Gobierno nacional) impacta negativamente en muchísimos trabajadores patagónicos y no toma en cuenta cómo viven los vecinos de Santa Cruz ni la realidad de la Provincia”, fustigó. “Algunas personas en Buenos Aires no entienden que la política no son ceros y unos, sino tomar decisiones que afectan a personas de carne y hueso que necesitan de nuestra ayuda luego de décadas de abandono”, completó el santacruceño.

La UCR se desmarca

El recorte, que también fue criticado por los presidentes de la UCR de Río Negro y Chubut, no tuvo en cambio cuestionamientos desde el PRO, donde incluso el diputado rionegrino Sergio Wisky aseguró que el objetivo es “disminuir la pobreza”.
La tensión parece trasladarse a los bloques provinciales de Cambiemos, donde ya se habla abiertamente de ruptura. Así lo declaró el legislador chubutense Eduardo Conde, de la UCR: “si este escenario no se revierte, está en riesgo la continuidad de este frente político”.
La discusión en Cambiemos en las provincias patagónicas se da en momentos de tensión por los rumores de un feroz ajuste para la región por la quita de todos los beneficios, empezando por el subsidio al gas, clave para la región. Esta posibilidad, que había adelantado el gobernador de Chubut, Mariano Arcioni, fue desmentida categóricamente por el Gobierno nacional y algunos referentes del oficialismo en la Patagonia, que ahora se ven obligados a explicar este primer recorte en los beneficios para sus posibles votantes.

Arcioni con Pichetto en Buenos Aires

En este marco, el gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, se reúne este martes con el senador nacional por Río Negro Miguel Ángel Pichetto. El encuentro será a las 10hs en el Senado de la Nación, en el marco de las actividades que Arcioni lleva adelante desde la proposición de la construcción de un bloque Patagónico para la construcción de una agenda regional común, en respuesta a las medidas de ajuste del Gobierno nacional hacia las provincias patagónicas.
De la actividad, que se inscribe en el contexto de las acciones judiciales presentadas por el Gobierno del Chubut contra el aumento en las tarifas del gas y la búsqueda de poner freno al descuento en las asignaciones familiares, estarán tomando parte también los senadores por Chubut, Alfredo Luenzo y Juan Mario Pais.

Podan los fondos sojeros

Los ministros Nicolás Dujovne (Economía) y Rogelio Frigerio (Interior) esperan hoy la contrapropuesta de los titulares de las carteras económicas provinciales. En el caso del Fondo Sojero, el recorte será total y asciende a 25.000 millones de pesos, de los cuales para Chubut se esperaban algo más de $ 400 millones. En torno a este ítem, en la provincia que comanda Mariana Arcioni se desató la polémica porque Nación giró los fondos, pero desde el Ministerio de Economía nunca transfirieron los fondos a los municipios.
Esta situación derivó en una lluvia de quejas de intendentes y jefes comunales, que aún continúan esperando las remesas de la soja. El intendente de Comodoro Rivadavia, por ejemplo, acudirá a la justicia por la retención indebida de estos fondos.
El 6 de agosto habrá una mega cumbre en Casa Rosada, donde Dujovne, Frigerio y todos los ministros de Economía de las provincias terminarán de cerrar el ajuste en cada uno de los distritos.
El gobierno de Mauricio Macri destinaba $ 45.000 millones para subsidiar el transporte urbano. A partir de ahora, Nación transferirá a las provincias la mitad, es decir, $ 22.500 millones. El otro 50% será costeado por los distrios. Los mandatarios más perjudicados son María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta, que deberán financiar $ 11.250 millones, en tanto que el resto de las 22 jurisdicciones, dividirán los $ 11.250 millones.

Fin al incentivo docente

En el esquema de recortes, también ingresarían las transferencias al Fondo Nacional de Incentivo Docente (FONID). Los docentes de Chubut manejaban esta posibilidad y todo indica que en enero de 2019 estas partidas serán eliminadas y las deberán afrontar los gobernadores.
En la simulación 2018 que hizo Nación, las partidas del FONID alcanzaban los 20.000 millones de pesos. En el caso de Chubut, entre el incentivo docente y compensaciones salariales, habían presupuestado 388 millones de pesos. Al 20 de junio se habían girado el 41% del total de las partidas.

La UCR hace causa común con Arcioni

El Comité provincial de la UCR, que preside César Herrera, rechazó de manera terminante el decreto del Gobierno nacional por el que se eliminó el beneficio para la zona patagónica en las asignaciones familiares, una medida que está incluida dentro del plan de nuevo ajuste que se impulsa desde Nación para cumplir con la reducción del gasto fiscal a partir del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Desde ese bloque de diputados nacionales se trabaja políticamente para revertir el decreto.
En el documento, el radicalismo rechazó “el decreto 702/18 que afecta las asignaciones familiares que perciben los trabajadores patagónicos” por “no contemplar un derecho adquirido que tiene como fundamento el mayor costo que implica residir en esta zona postergada de la patria”.
El radicalismo reiteró su acompañamiento al “objetivo de sanear las finanzas públicas y reducir el déficit fiscal para crear las condiciones para el crecimiento y el desarrollo productivo del país” pero aclaró que el mismo “no puede lograrse con medidas inequitativas que recaen sobre los sectores más vulnerables y sin contemplar el desigual desarrollo geográfico de nuestro país”.

Fuente: LPO