Este martes, en los tribunales penales de Comodoro Rivadavia, comenzó el juicio por el homicidio de Diego Epulef ocurrido el 24 de octubre de 2013 y que tiene como único imputado a Rodrigo Soto.
El tribunal de juicio fue integrado por los jueces Raquel Tassello, Alejandro Soñis y Martín Cárcamo; por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente Adrián Cabral, fiscal general; en tanto que la defensa de Soto fue ejercida por Viviana Barillari, defensora pública. También se encontraban presentes en los tribunales familiares de la víctima acompañados por dos profesionales del SAVD.
Las partes expusieron sus teorías del caso, y se escucharon los primeros seis testimonios. Hoy continuará el debate.

Alegatos

En su alegato inicial, el fiscal Adrián Cabral sostuvo que el 24 de octubre de 2013, aproximadamente a las 19 horas, Diego Epulef y dos familiares se encontraban junto a sus padres en su domicilio de calle Eva Duarte. Cuando llegó Rodrigo Soto en un Volkswagen Gol color rojo, y comenzó a disparar un arma de fuego tipo pistola calibre 9 mm, impactando siete veces en la vivienda. Luego se asomó y disparó directamente contra el ojo de Diego Epulef, y se dio a la fuga en el mismo coche.
Diego Epulef fue trasladado al Hospital Regional, luego fue trasladado a la Clínica La Española y falleció el 25 de Octubre de 2013,.
Por su parte, la defensora de Soto, Viviana Barillari, sostuvo que la evidencia no alcanza para probar la teoría de la Fiscalía, ni que se encontraron armas y que no existe un móvil.

Los testigos

Los primeros testigos fueron los padres de la víctima, la madre recordó que aquel día dos muchachos trajeron a su hijo Hugo, en calzoncillo y golpeado. Aseguró que le habían pegado los hermanos Vera y otros, por lo que fue a la Comisaría a hacer la denuncia; y cuando regresó a su casa estaba su marido con su hijo Diego. Entraron a tomar mate, cuando su hija dijo que había un coche afuera, un Gol color rojo. Cuando su marido fue a abrir la puerta, Diego se le adelantó y recibió un disparo.