GAIMAN – El siniestro quemó al menos dos dependencias de la casa y se declaró a unos 30 metros de una estación de servicio, amenazando por momentos con propagarse hacia unos locales comerciales vecinos. El fuego se habría iniciado en un almohadón que un pequeño dejó, según trascendió, sobre un calorama. El hecho se registró después de las 16:30 horas en la avenida Tello al 400, a pocas cuadras de la plaza central de la localidad. Allí, se incendió una casa que está detrás de dos comercios y dos dotaciones debieron sofocar el siniestro. Según la información que trascendió desde la policía local, los daños en el inmueble fueron muy importantes, solo una habitación matrimonial y otra en donde dormirían los hijos de los dueños del lugar se salvaron de las llamas.

Gobierno de Chubut