Siete camiones cargados con electrodomésticos, colchones y mercadería de distinto tipo enviados por el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, fueron interceptados este viernes en el predio de una estación de servicio ubicada al norte de Trelew “por infringir ordenanzas vigentes, estar sin habilitación y usar un espacio público para su reparto”, explicó el Coordinador de Inspecciones Generales de la Municipalidad de Trelew, Héctor López.
El hecho desató un fuerte cruce entre el Municipio y el Gobierno Nacional. Desde el Ministerio de Desarrollo Social revelaron que se trata de mercadería para programas sociales y los camiones fueron liberados por el Juez de Faltas porque no halló irregularidad alguna en el transporte.

Denuncia de un comerciante

El funcionario municipal Héctor López explicó que el área de Inspecciones actuó en base “a la denuncia de un comerciante de la ciudad que observó la situación irregular del traspaso de mercadería en el predio de una estación de servicio”, una modalidad utilizada comúnmente por quienes ingresan elementos de manera ilegal a la ciudad para ser comercializados.
“Fuimos y nos encontramos con siete camiones que tenían mercadería, nosotros no sabíamos si era para comercialización o reparto, recién después de todo el operativo nos enteramos que es mercadería procedente del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación para repartir a beneficiarios que ellos designaron, que no sabemos sin son punteros políticos o vecinos comunes”, precisó López.

Era ayuda social

Los camiones interceptados arribaron a la zona cargados con heladeras, cocinas, aberturas, colchones, estufas, ventiladores de techo, sillas, mesas, camas, frazadas, aberturas, tanques de agua, inodoros y mercadería de diversa índole, lo que llamó la atención de las autoridades locales, teniendo en cuenta que la entrega de tal equipamiento debe realizarse en un lugar cerrado o depósito, “y no de manera clandestina, teniendo en cuenta además que el propio Estado es el que está haciendo el reparto”, indicó el coordinador de Inspecciones de Habilitaciones Generales.
El funcionario municipal informó también que tanto los camiones como la mercadería quedaron intervenidos y a resguardo, “dejando a disposición del Juez de Faltas la decisión final” sobre los pasos a seguir.

“Maniobra política”

En tanto, desde el Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación desmintió “en forma terminante las informaciones relativas a la supuesta entrega irregular de insumos de primera necesidad en la provincia de Chubut o en cualquier otro distrito. En el mismo sentido, se aclara que los supuestos remitos oficiales exhibidos ante los medios locales son absolutamente falsos y que, por lo tanto, las denuncias efectuadas responden a una repudiable maniobra con intencionalidad política”, refutaron desde Nación.
Explicaron que la asistencia directa a personas físicas, organismos gubernamentales y organizaciones no gubernamentales en distintas localidades de la provincia “se realiza en el marco del Programa Federal de Intervención Directa y Ayudas Urgentes que funciona en el ámbito de esta cartera y que dispone la entrega de insumos y/o equipamiento a favor de personas e instituciones en situación de vulnerabilidad social y que requieran en forma urgente del auxilio estatal o que por su especial situación social demanden de la atención inmediata y directa, de acuerdo a las necesidades relevadas y certificadas por los Centros de Referencia (CDR) locales”.
Además, indicaron desde el gobierno nacional que “esta clase de asistencia es efectuada de manera habitual en las distintas provincias del país, en cumplimiento de las funciones propias de este Ministerio y bajo los criterios normativos establecidos por la resolución ministerial 6895/2016, los que aseguran su legalidad y transparencia y evitan de esta manera la utilización discrecional de los recursos públicos”.

El Juez de Falta liberó la carga porque estaba en regla

La disputa comenzó cerca del mediodía y obligó a la intervención del juez de faltas, Marcelo Gélvez, quien explicó que su intervención obedeció a una denuncia por presunta venta en la vía pública y de manera clandestina de mercadería.
Gélvez explicó que la sospecha se inició porque los siete camiones cargados con materiales no contaban con ninguna identificación que permitiera hacer visible que se trataba de un cargamento oficial, y además porque al lugar se arrimaron vehículos menores para producir la descarga y el posterior reparto.
El juez de faltas recibió la visita formal de la delegada nacional del ministerio de desarrollo social, Mariana Millapi, quien tras explicar el origen de los recursos y su destino que son parte de un programa nacional, dejaron a Gélvez sin otra opción que permitir que la carga siga el curso que tenía previsto.
“Además son camiones que no tienen solamente como destino a Trelew sino a otras localidades en el marco del mismo programa” explicó Gélvez.

Municipalidad de Trelew