En el barrio San Migue, uno de los más populosos de Puerto Madryn, se concretó el proceso eleccionario de renovación de autoridades de la Asociación Vecinal que culminó de manera favorable para la Lista Azul 2, que se impuso a la Lista Verde.
La fecha de los comicios había sido fijada el pasado 22 de septiembre por el Tribunal Electoral Municipal y las expectativas respecto de los dos contendientes eran grandes; finalmente, el resultado puso a Rosa Coloma a la cabeza de la Asociación Vecinal, en el rol de presidenta, y a Sergio Huayquimilla, quien cumplirá la función de vicepresidente.
Como Tesorero y Protesorero fueron elegidos Daniel Patrón y Néstor Huenchillan, respectivamente, mientras que los seis vocales son Leandro Marifil, Jesús Sequeira, José Graneros, Valeria Pimienta, Juan García y Marcela Colemil.
Finalmente, las otras autoridades establecidas dentro de la estructura vecinalista fueron Ofelia Huayquimilla como Revisora de Cuenta Titular, y Antonella Guajardo y Rocío Marifil en carácter de suplentes primera y segunda.
Se trata de una de las elecciones vecinales más trascendentes, teniendo en cuenta las distintas necesidades que atraviesa el sector, entre ellas la demanda habitacional, la inseguridad y el acceso a los servicios, varios de los ejes sobre los cuales harán hincapié los representantes de los vecinos durante su gestión.

Reuniones con vecinos y comerciantes

En diálogo con el Diario, Coloma anticipó que la propuesta que presentarán a los vecinos y al Municipio tiene que ver con “las distintas actividades que se realizan en la Junta Vecinal”, además de que abordarán la problemática de los residuos y la contaminación.
De este modo, también “presentaremos un cronograma para la colocación de contenedores de basura”, adelantó.
Otra cuestión de relevancia tiene que ver con los hechos delictivos de los cuales muchos vecinos suelen ser víctimas casi a diario, y donde los reclamos también serán canalizados a través de los vecinalistas: “Realizaremos reuniones de seguridad con vecinos, así como también con propietarios de negocios”, comentó la nueva presidenta de la Junta Vecinal.

Iluminación e inseguridad

Por otra parte, una cuestión también relativa a la seguridad en el sector es la colocación de luminarias, principalmente en las inmediaciones de la Escuela Municipal 3, ubicada en la calle Albarracín al 2.900; este es un reclamo del cual, tiempo atrás, también se hicieron eco vecinalistas de otros barrios, teniendo en cuenta que, en varias áreas de la ciudad, la iluminación resulta fundamental, en el horario nocturno, para desalentar los hechos de inseguridad.
También, la nueva Junta Vecinal, según adelantó Coloma, buscará mejorar la iluminación, a través de reuniones con autoridades de Servicoop, en los alrededores del hogar de ancianos ubicado en el barrio, así como en el Materno Infantil y el Centro de Desarrollo Infantil (CDI).

Más presencia policial

Además, Coloma comentó que la propuesta también abarcará el diálogo con las iglesias evangélicas del barrio, de las cuales hay varias en el San Miguel, “con el objetivo de trabajar mancomunadamente por el bienestar de los niños, adolescentes y jóvenes”, un sector que suele necesitar de permanente contención y atención en sus diferentes aspectos.
Consultada respecto a la relación con autoridades policiales que tienen jurisdicción en el sector, la vecinalista reconoció que “si bien hay buen diálogo, se está viendo cómo se puede mejorar el tema de tener más seguridad” y remarcó que “lo único que le pedimos a la Policía es recorrer más el barrio y que estén de manera continua en los horarios de entrada y salida de la escuela.

Municipalidad de Puerto Madryn