El presidente Mauricio Macri dijo que “la esencia del G20 es promover el diálogo que respete las diferencias” y le pidió los líderes mundiales “crear consensos para los próximos diez años”, durante el discurso de apertura de la Cumbre del G20, que se inició en Costa Salguero. “En un mundo adverso y con multiplicidad de protagonistas, la esencia del G20 es promover el diálogo que respete las diferencias”, sostuvo el Presidente y agregó: “La solución es dialogar, dialogar y dialogar” porque “esa es la forma de empujar los límites de lo posible”. “Tenemos la obligación de mostrarle al mundo qué problemas globales necesitan soluciones globales”, dijo en otro tramo de su intervención y sostuvo que esperaba que “en este día y medio de trabajo logremos crear los consensos para los próximos diez años”. En el salón de la sesión plenaria, el jefe de Estado le pidió a los mandatarios presentes dar “un mensaje claro al mundo: que desde aquí podemos juntos marcar un horizonte de desarrollo, con responsabilidades compartidas, y con un fuerte compromiso con la igualdad de género, y unidos en la diversidad”. En cualquier caso, reconoció que “el consenso no se construye de la noche a la mañana, es un proceso con avances y retrocesos y que continua después del G20”. En otro pasaje, Macri hizo un tributo al extinto líder sudafricano Nelson Mandela: “Quiero recordarlo, es alguien que siempre he admirado mucho, y que nos invitó terminar con la pobreza”. Al inicio de su exposición, que duró cerca de nueve minutos, el mandatario recordó que pasaron 10 años desde que los líderes del G20 se reunieron por primera vez, y destacó que el actual es el primer encuentro de este tipo en Sudamérica. “Quiero decirles que esta cumbre es un hecho inédito, nunca en la historia de nuestro país han convergido tantos líderes al mismo tiempo”, remarcó. El mandatario dijo que lo interpretaba como “un gesto de apoyo y reconocimiento a la presencia y el desempeño de la Argentina en el escenario global, sobre todo después de tantos años de aislamiento”. Y, destacó la posibilidad de encuentro que el foro representa al señalar que “aquí los líderes nos encontramos cara a cara, hablamos con franqueza y ratificamos coincidencias y administramos diferencias”. “Todos somos testigos de los profundos cambios que tienen lugar en nuestra sociedad, que se aceleran, especialmente en los últimos años y tal vez más en los últimos cinco”, señaló y consideró que esos cambios “generan una apertura y posibilidades de progreso, pero desafían muchas de nuestras categorías”. El Presidente se refirió también a quienes “se preguntan para qué sirven estas cumbres” y recordó que problemas como el futuro del trabajo y el cambio climático no se pueden resolver en solitario. “Asumimos la presidencia del G20 sabiendo que podemos hacer un aporte a la colaboración internacional, al multilareralismo y a la gobernanza mundial”, planteó el mandatario.

Fuente: Diario Popular