Nuevamente empezó la cuenta regresiva de cara a la revancha River-Boca, que el próximo domingo en el Santiago Bernabeu de Madrid (13.30 de nuestro país, 20,30 hora de España) consagrará al nuevo campeón de la Copa Libertadores. Y mientras tanto el Millonario como el Xeneize esperan tener “suerte” en la apelación (River pide jugar en el Monumental y Boca que le den la victoria sin jugar por los incidentes en Núñez), en esta ciudad los privilegiados socios del Real Madrid agotaron en po co más de una hora y me dia las primeras 7.000 entradas que se pusieron a la venta vía web e iniciaron la reventa a través de Internet de una manera particular. El expendio de tickets comenzó a las 9.00 hora de España y alrededor de las 11.00 las localidades estaban agotadas. Cada uno de los socios del Real Madrid podía comprar, a su vez, un ingreso para un acompañante y las entradas iban desde los 80 euros hasta los 220. La Conmebol dio prioridad al Real Madrid para que le venda entradas a sus socios ya que la sede de la superfinal es el estadio merengue. Horas más tarde, a través de diferentes sitios de Internet, volvieron a ponerse camufladamente al expendio, de una manera particular para intentar hacer negocio. Es que las personas que obtuvieron sus localidades (podían comprar
dos por carnet) publicaron biromes y lapiceras a la venta “con entrada de regalo” para el Superclásico. El ardid salió rápido a la luz porque el precio de esas lapiceras es un poco alto para lo que generalmente se paga por ellas en una librería: cuesta entre 250 y 1500 euros. El sábado, Conmebol había anunciado que los hinchas de River y Boca que compren las entradas en Argentina para la final de la Copa Libertadores deberán retirarlas a su llegada a Madrid. Además la entidad sudamericana informó que las 5.000 entradas que cada equipo dispondrá para la venta serán expendidas por los clubes, pero deberán retirarlas a su llegada a la capital española. “Los equipos comprarán las entradas y asignarán a 5.000 personas desde Argentina. Cada equipo deberá indicar en un listado el nombre completo y número de DNI. Las entradas vendidas en Argentina deberán ser retiradas físicamente en Madrid con la presentación del DNI. Las entradas deberán ser retiradas SÒLO por aquellas personas que utilizarán la entrada en el local a ser informado posteriormente. Las entradas son intransferibles”, explicó la Conmebol. En tanto, las personas que no vivan en Argentina podrán comprar “como máximo” cuatro entradas, pero en ese sentido, habrá 20.000 localidades para hinchas de River e igual cantidad para la parcialidad de Boca. Esas entradas estarán a la venta desde hoy y hasta mañana y deberán adquirirse en la página oficial de la entidad sudamericana: http://www.conmebol.com. Por su parte, mañana está previsto que los planteles de River y Boca partan rumbo a España en vuelos charters, para seguir en Madrid la preparación para la final