La promoción en redes sociales se ha vuelto una modalidad creciente en las campañas electorales, y si bien todos los funcionarios en gestión evitan hacerse cargo de su permanente discurso de campaña, su comportamiento a través de Internet, los deja al desnudo. Algunos dirigentes han mostrado mayor afinidad con las redes que otros, pero conforme observan el éxito de quienes allí se promocionan, cada vez más funcionarios, legisladores e incluso magistrados, utilizan esa modalidad de comunicación. Ahora bien, a prepararse porque en Chubut ya comenzó la Campaña 2.0, y la muchachada no disimula.