El presidente del Bloque Cambiemos, Eduardo Conde, cuestionó al gobernador Mariano Arcioni quien se comprometió públicamente a pagar la deuda a proveedores y no lo está cumpliendo. Recordó que en poco tiempo vence la Ley de Emergencia y el Ejecutivo podrá enfrentar cuantiosos juicios por no cumplir con su deber.
“El Poder Ejecutivo Provincial vetó parcialmente la Ley VII N° 82, de Emergencia Económica, Consolidación de Deuda y Créditos Provinciales sancionada por la Honorable Legislatura, cuestionando en lo sustancial el plazo impostergable fijado en la norma para que el Ministerio de Economía en su carácter de autoridad de aplicación emita el acto administrativo de consolidación de las deudas con los proveedores del Estado que acudieron al proceso de verificación de sus créditos, conforme el procedimiento instituido en la norma”, expresó el diputado comodorense quien añadió que según aduce el Gobierno “tal plazo es de imposible cumplimiento por la cantidad de declaraciones juradas presentadas por los proveedores, las que en algunos casos requieren un exhaustivo análisis, tarea que lleva a cabo la Comisión Evaluadora creada al efecto”.

Cuatro mil millones

Por otra par, Conde sostiene que “el argumento de marras, aún cuando podría ser objeto de consideración, se ha convertido en el obstáculo real para obstruir deliberadamente el cumplimiento de la ley que prevé, por una parte, el pago en efectivo de aquellos créditos de hasta un millón de pesos dentro de los quince días de consolidado el crédito, en tanto que las sumas mayores a ese importe serán canceladas mediante la entrega de los Títulos de Cancelación de Deuda Provincial de Tesorería (TICADEP)”.
“El proceso de marras sobreviene ahora paralizado cuando estamos a poco tiempo de cumplirse un año de la sanción de la norma que implementó el mecanismo de pago de la frondosa deuda que mantiene el Estado provincial con sus proveedores, y que oscila la suma de cuatro mil millones de pesos”, señaló.

Vence la emergencia

El Presidente del Bloque Cambiemos remarcó que la FECh “ha cursado sendas comunicaciones al titular del Poder Ejecutivo dando cuenta de la gravedad extrema que vive el sector, a riesgo de cerrar sus puertas cuantiosas empresas frente a la imposibilidad de afrontar los costos laborales y tributarios, sin hablar de la nula rentabilidad de los negocios frente al escenario descripto. Sin embargo, el gobierno no ha reparado en la situación sobreviniente que podrá blanco sobre negro respecto de la sombría actitud asumida en el caso”.
“En días nada más vence la Ley de Emergencia Económica y por añadidura pierde virtualidad plena el régimen de pago implementado a consecuencia del estado de emergencia imperante al tiempo de la sanción de la ley, lo que significa decir que los acreedores del estado provincial estarán absolutamente liberados de las restricciones impuestas por el ordenamiento vigente, en particular respecto a los montos de los créditos impagos, que gozarán de los intereses compensatorios y moratorios correspondiente a toda obligación dineraria incumplida”, recordó el legislador.

Gobierno de Chubut