El año 2018 será recordado en el Congreso como aquel en que se discutió por primera vez el aborto legal. Sin embargo, también fue uno de los que registraron la menor cantidad de sesiones desde 2003 en la Cámara de Diputados. El contraste entre cantidad y calidad es la clave para leer el tercer año parlamentario de Cambiemos en la piel de oficialismo. La Cámara baja se reunió 15 veces en 2018. Fueron 5 sesiones especiales, apenas 2 ordinarias, 4 informativas del jefe de Gabinete y 3 del período extraordinario.