PUERTO MADRYN – El hecho tuvo lugar en una casa de la calle Manual Alsúa al 500. Personal del Centro de Monitoreo notificó a la Policía sobre un conflicto familiar, y al arribar los agentes a la vivienda, constataron que allí ocurría un conflicto familiar. “Se entrevistó a un hombre que dijo ser el padre del muchacho que se encontraba en el interior del domicilio e informó que tenía problemas de pareja; en ese momento, el masculino, de apellido Olivera y de 26 años, salió y comenzó a increpar a los uniformados, hasta que en un momento intentó agredir a uno de ellos”, comunicaron desde la Policía, agregando que “rápidamente, se aplicó la fuerza en la medida de lo necesario y se procedió a reducirlo y esposarlo, presentando férrea resistencia en todo momento; al introducirlo en el móvil policial, le propino dos golpes con su cabeza en el rostro al sargento primero Marcos Mesina”. Intervino la fiscal de turno, quien dispuso que se le imputara el delito de “atentado y resistencia a la autoridad” y, luego de unas seis horas, una vez que finalizaron las diligencias de rigor, recuperó la libertad.

Municipalidad de Puerto Madryn