El calentamiento global tiene efectos de lo más variados y algunos poco esperados, como la «feminización» de la tortuga verde, un estudio sugiere que hacia el año 2100 hasta un 93% de las crías de esta especie podrían ser hembras.
El sexo de las crías de tortuga viene determinado por la temperatura y, en la actualidad, aproximadamente el 52% de las crías de tortuga verde (una de las siete especies de tortugas marina) son hembras, según un estudio.

Estudio alarmante

El estudio de la Universidad británica de Exeter y el centro portugués de Ciencias Medioambientales y Marinas señala que, con el escenario de temperaturas más cálidas pronosticadas por el Grupo intergubernamental de expertos en cambio climático, entre el 76 y 93 % de las crías de tortuga serían hembras.
Los datos se refieren en específico al archipiélago de Bijagos en Guinea-Bissau, pero los investigadores esperan “a nivel global un escenario similar”, según un comunicado de la Universidad de Exeter.
El cambio en la proporción de género llevaría inicialmente a un mayor número de hembras que anidan, aumentando la población, antes de una disminución “a medida que las temperaturas de incubación se acercan a niveles mortales”.