Se conoce como “Bioeconomía” al conjunto de sectores de la economía que utilizan recursos o procesos biológicos para la producción sustentable de bienes y servicios. Para difundir las acciones que está llevando adelante el INTI en relación a esta temática, se realizó una jornada de trabajo en el Instituto con estudiantes del curso virtual “Introducción a la Bioeconomía Argentina”, organizado por la Secretaría de Ciencia y Tecnología, la Secretaría de Agroindustria y la Bolsa de Cereales de Buenos Aires.
“A partir de la visita al INTI pudimos tener una bajada a tierra para conocer una institución de vanguardia y que los alumnos tengan la posibilidad de charlar con los profesionales, para palpar la realidad de lo que se hace tanto en los laboratorios como en las plantas piloto”, subrayó Pablo Nardone, coordinador general del curso de Bioeconomía, que actualmente cuenta con más de 3.800 alumnos.

Bioteconología industrial y producción

Durante la jornada, los asistentes pudieron conocer diferentes acciones vinculadas a la Bioeconomía que está impulsando el INTI a través de los centros de Energías Renovables, Biotecnología y Lácteos. Además, tuvieron la posibilidad de visitar las instalaciones de los dos últimos sectores.
Una de las áreas desde donde se impulsa la Bioeconomía es la Biotecnología Industrial —es decir, el uso de microorganismos o enzimas para la transformación y producción de productos químicos, materiales y energía—. En este sentido, Fabián Nigro, director de INTI-Biotecnología destacó que “Argentina tiene una posición privilegiada en el desarrollo de este sector, fruto de empresarios que decidieron invertir en este tema y de políticas activas que se impulsaron desde el Estado. Estas acciones nos permitieron figurar en el top 20 del ranking mundial de países con mayor cantidad de empresas orientadas a este rubro”.

Más producción del sector lácteo

En relación al desarrollo nacional del sector lácteo, el director de INTI-Lácteos, Gustavo Barbagallo, detalló que “la mayor concentración de empresas del sector se ubica en Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires; y que en los últimos años se ha visto un impulso de la productividad gracias a la introducción de mejoras en la cría de vacunos a través de la genética y al bienestar animal”. Por su parte, José Luis González de INTI-Energías Renovables anticipó que el área de energías renovables va a ser muy dinámica en las próximas dos décadas “no sólo por un cambio tecnológico sino también cultural, donde por ejemplo los usuarios podrán ser partícipes de las redes de energía eléctrica”.

Los derivados del petróleo, más baratos

“Este tipo de encuentros dan la posibilidad de dar a conocer acciones y espacios de trabajo entre los que hacemos la Bioeconomía”, enfatizaron durante la jornada Angeles Cappa y Liliana Molina, subgerente de Desarrollo y directora del centro de Energías Renovables del INTI respectivamente.
En este sentido, German Simonetti del área de Biorrefinería-Energía Renovable agregó que “los productos derivados del petróleo siguen siendo más baratos que los derivados de biomasa, por lo que las empresas deberían aprovechar todas las herramientas (que brinda el INTI) que les permitan abaratar costos”.

Gobierno de Chubut