Por Trivia Demir

En busca de retomar su propia agenda política en medio de las definiciones del calendario electoral, el peronismo alternativo comienza ajustar las piezas para mostrarse como la alternativa al oficialismo y el kirchnerismo. Para ello, el próximo lunes los referentes de Alternativa Federal se mostrarán juntos en Mar del Plata para ratificar la intención de construir un espacio que se muestre como una opción para saltar de la “grieta” en las elecciones.
Con el hotel Costa Galana de fondo, el líder del Frente Renovador, Sergio Massa; el jefe del bloque Argentina Federal en el Senado, Miguel Ángel Pichetto; y los gobernadores de Salta, Juan Manuel Urtubey; y de Córdoba, Juan Schiaretti se darán cita en el complejo La Normandina.
La hoja de ruta del encuentro prevé un plenario con alrededor de dos mil personas, entre los que estarán gobernadores, legisladores e intendentes de Alternativa Federal en el que buscarán mostrar su músculo político de cara a las presidenciales.
Hasta allí prevé desplazarse también el gobernador de Chubut, Mariano Arcioni que ostenta la mayor intención de votos en el arranque del año en la provincia liderando el frente Chubut Federal.

Nada de partido “testimonial”

El peronismo alternativo mantiene firme su intención de sentar las bases de un proyecto opositor y competitivo para octubre. En ese contexto, los referentes del espacio tienen marcado a fuego la frase que se repite como un mantra para desmarcarse de Cambiemos y de la expresidenta Cristina Kirchner: “Ofrecer una alternativa superadora a esta situación que vive la Argentina”.
Hasta el momento, tanto Massa como Urtubey y Pichetto manifestaron públicamente sus intenciones de competir en los comicios. Claro que desde distintos sectores de la oposición se impulsa a la figura del exministro de Economía Roberto Lavagna como un posible candidato de consenso.
Por lo pronto, ante esta multiplicidad de eventuales postulantes todo parece encaminado a que todo se defina en elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO).

¿Habrá acuerdo electoral entre Massa y Cristina?

Uno de los temas que se abordarán seguramente en plenario será la posibilidad de ampliar la “avenida del medio”, a partir de la negativa de Macri al desdoblamiento de las elecciones bonaerenses, lo que habría abierto la puerta para un posible acuerdo de cara a las Elecciones Presidenciales 2019.
La grieta en el macrismo se puede ver, luego del desdoblamiento de las elecciones bonaerenses que no se dio y que pone en un lugar incómodo a María Eugenia Vidal. Por eso, el periodista Ezequiel Rudman de Ámbito Financiero afirma que ahora Segio Massa “con más oxígeno… tantea un esquema de acuerdo con Cristina de Kirchner”.
La idea sería utilizar el poder y la imagen de la expresidenta, sumado al potencial del Frente Renovador de presentar candidatos propios en los municipios, dividir al peronismo bonaerense y arrastrar a los intendentes del PJ a una derrota.
“Sergio volvió a envenenar a María Eugenia y a (Federico) Salvai. Los enfrentó con Mauricio y con Marcos Peña con el cuento del desdoblamiento electoral y encima devaluó electoralmente a Macri en provincia de Buenos Aires”, afirma en la nota un intendente peronista.
Como también Fernando Espinoza, quien aseguró: “Macri ya perdió, si su mejor alumna Vidal no cree más en su maestro, ya está, no hay más que agregar. Están juntos hace 14 años y Vidal quería desdoblar porque el apellido Macri le tiraba la boleta para abajo”.

El abridor de grietas

La cosa es que las acciones de Massa dentro del kirchnerismo subieron desde que el dúo Macri-Peña fulminó el desdoblamiento. En Unidad Ciudadana consideran que llegó el momento de cerrar un acuerdo con el jefe del Frente Renovador que podría incluir la declinación de una candidatura presidencial de Cristina para garantizar la unidad en la provincia de Buenos Aires. Ese fenómeno de ósmosis entre el cristinismo y el massismo se potencia teniendo en cuenta que así como Massa cotiza cada vez más alto en el kirchnerismo, vale cada vez menos en Alternativa Federal, donde resbaló en su intento de mostrarse como jefe estratégico de la provincia de Buenos Aires a partir de su llegada directa a Vidal-Salvai.
Con Massa como árbitro de la contienda bonaerense, en el Frente Renovador pasaron del mostrador Vidal-Salvai a la ventanilla Cristina-Máximo, expresan en la nota.
“En el acercamiento Cristina-Massa también operó la instalación de Roberto Lavagna como candidato presidencial de consenso. La carta de Lavagna candidato único podría catalizar las negociaciones para que cristinistas y massistas cierren un acuerdo en la provincia de Buenos Aires”, afirma.

En Chubut, las charlas se están dando

Dicen que en política, como en otras situaciones de la vida, “como muestra, basta un botón”. Y en esto podría aplicar la posibilidad de esta alianza massista-kirchenrista que en Chubut ya tiene un viso de realidad, tal lo que confirman fuentes calificadas de Fontana 50, al confirmar que Cristina le habría indicado a su tropa chubutense ´bancar´ a Mariano Arcioni. En ese marco se entiende mucho mejor el paso al costado de un candidato fuerte pero sobre todo obediente, como Carlos Linares, dejándole el paso allanado al comodorense gobernador que busca repetir mandato. El otro dato concreto es el seguimiento casi personal y los hilvanes generados desde el operador dilecto del cristinismo actual, Alberto Fernández, que habla semanalmente con gran parte del arco peronista provincial en carrera.
El exjefe de Gabinete del kirchnerismo, convertido esta temporada preelectoral en una suerte de ingeniero para la contienda que anima la postulación de Cristina, sorprendió por estos días con una apreciación diferente sobre ´el otro´ exjefe de Gabinete del kirchnerismo, Sergio Massa. Fernández, se refirió al armado electoral de la oposición que podría darse para las elecciones de este año. Ante las radios el exfuncionario dijo que “Cristina va a ser candidata o la gran electora de esta elección, pero nadie pensó que sea candidata en Buenos Aires”. De esa manera dejó de lado una de las posibilidades que se analizaban, como que, la expresidente fuera candidata a gobernadora en una elección provincial desdoblada y luego se presentara a disputar la presidencia de la Nación. Así, Alberto Fernández contó ya a principio de enero, detalles del diálogo que se viene dando entre Cristina y Massa. Precisó que estuvo “tomando un café con Cristina y a la noche hablé con Massa” entonces explicó que “hay que ir de a poco, pero es un Massa distinto al de hace unos meses”. Inclusive destacó que “Sergio Massa está haciendo eje en su rol opositor y dejando de lado sus críticas a Cristina”. En otro sentido, Fernández remarcó que “Massa es el único de Argentina Federal que tiene votos propios. Entre Cristina y Massa suman 43 puntos” y que según su criterio “la mayoría de Argentina Federal no piensa que Cristina Kirchner sea un límite”. Habrá que ver…

Fuentes: AF, NA, Chequeado, propias