TRELEW – El hecho ocurrió en la Comisaría Cuarta de Trelew y según trascendió, el recluso se había enojado porque los guardias del lugar no dejaron que le llegara un envase de un desodorante relleno de marihuana y pastillas de psicotrópicos. Al día siguiente de que esto ocurriera, un conocido del detenido que ya había ido a visitarlo volvió a llevarle lo mismo, la Policía lo descubrió y lo demoró. El recluso es un joven que está procesado por asaltos y robos, lo tienen alojado en la Seccional Cuarta de Trelew y según el médico que lo examinó, lo que ingirió va a evacuarlo de manera natural sin necesidad de ser intervenido. “Una vez que se detecto que el individuo había ingerido la pila, se lo trasladó al hospital; allí le hicieron una placa y efectivamente se confirmó que tenia la pila en el estómago, en consecuencia, quedó bajo observación médica”, relató en declaraciones radiales el jefe de la Comisaría Cuarta, comisario Calderero. Luego, sostuvo que se encontraba bien y que el médico les había dicho que expulsaría normalmente el elemento. “Se le intentó dar un medicamento para acelerar esa situación, no lo aceptó y esto fue informado al juez Penal en turno”.

Municipalidad de Trelew