Por más que Lavagna quiera ser candidato de consenso y garantizar el ordenamiento económico que se requerirá en 2020, ni Massa ni Urtubey se bajarán. En estos días anunciarán la creación de una “academia digital” integrada por 100 jóvenes que son comunity managers liderados por la diputada provincial Valeria Arata, con lo que se entiende que nadie arma esa estructura para Twitter y WhatsApp para bajarse. Además parten de un 20% de intención de voto en la sumatoria, con roles bien definidos: el salteño busca los ´descontentos´ con Macri, y Massa busca parte del voto de Cristina.