Una nueva denuncia pesa contra el juez de familia Martín Alesi por “reiterados y graves actos de inconducta”. “Alesi no se desenvuelve con el decoro que se pretende de un juez”, dice la denuncia.
“No queremos jueces barra bravas, no queremos jueces que amenace, insulten y nos inviten a pelear, no queremos jueces que busquen sacar réditos personales o tratos preferenciales, no queremos jueces que mientan, no queremos jueces que armen causas, no queremos jueces que hagan escándalos públicos. Queremos jueces que den el ejemplo”, señala el escrito.
La denuncia la realizó el vecino de Rawson Martín Larrañaga, y consta de varios puntos por los cuales pide que el juez sea removido de su cargo, por “no presentar el decoro compatible con la dignidad de la función judicial”. El expediente ya está siendo analizado en el Superior Tribunal de Justicia.
“Ha realizado gestiones en forma personal para agilizar y manipular la actuación de funcionarios vinculados a su pareja, quien realizó denuncia por falsos hechos de violencia. Alesi, encontrándose de licencia, hizo uso indebido de su investidura e influencias y llevó en mano la denuncia de su pareja a la fiscalía de Trelew. Utilizó su propio cargo para beneficiar a su pareja y perjudicarme”, indica Larrañaga en la denuncia.
Según se pudo saber, la denuncia fue radicada en la comisaría de Playa Unión, pero fue enviada a Trelew en vez de Rawson. En el juicio, Larrañaga fue absuelto por la jueza Mirtha Moreno y se haría descubierto que la denuncia era falsa.

Intimidación

En otro punto de la denuncia al Juez, se lo acusa de amenazar a la directora de un colegio de “meterla presa”. “Ha intimidado a la directora del Colegio Don Bosco intentando notificarla personalmente. Ante la negativa de la directora en recibirla, ya que no cumplía con el modo formal de notificación que es por intermedio de un oficial notificador, Alesi la amenazó diciendo que iba a hacer que se la lleven presa por desobedecerle a un juez”, sostiene uno de los párrafos del escrito que ya está en manos del Superior Tribunal.

Amenazas de pelea a abogados

“Insultó, amenazó y quiso golpear a mi hermano menor a la salida del colegio. La denuncia radica en la Fiscalía de Rawson”, dice el escrito, y agrega que “es importante que se sepa que parece ser normal para este juez actuar de forma violenta y provocativa. También hizo lo mismo con el abogado Romano Cominetti, a quien no solo insultó en el mostrador del juzgado sino que lo invitó a pelar en la puerta del mismo, teniendo que ser separados por personal a su cargo”.

Préstamo de expedientes

Según revela el denunciante, Alesi no se excusó de intervenir en el expediente a pesar de estar en pareja con la exmujer del denunciado. “Autorizó el préstamo del expediente a la abogada de mi ex mujer sin que el pedido esté fundamentado. Miente cuando sostiene que intervino en la causa y no se encontraba en pareja. Esto está claro ya que en otro expediente previo se excusó afirmando que una mujer era prima hermana de su pareja. Entonces, sabiendo que debía excusarse en mi expediente decidió continuar interviniendo en la causa. Esto es una falta grave a sus deberes de juez”, afirma el escrito.

Tráfico de influencias

“Se comunicó con otros jueces. Actuó con mala fe y les comentó detalles de la causa. Intentó manipular o inducir a sus colegas llamando o comentándole de la causa. No puede desconocer que pone en riesgo su imparcialidad”, señala el documento.
Finalmente, según el escrito, “puedo tolerar que se metan conmigo pero no con mis hijos, el hecho que colmó mi paciencia ha sido que mi hija pequeña me comente llorando y pidiendo perdón que su madre y Alesi la llevaron a la defensoría de Rawson y le han hecho decir que si a un hecho falso de lesiones”, afirma al agregar que “tanta es la manipulación del hecho, que les pidieron a los testigo que no hablaran ni comentaran el hecho con nadie”.
“No puede concebirse que un juez utilice sus influencias para obtener un trato preferencial, y mucho menos que un juez de familia exponga a una menor de edad a esta forma siendo claramente un acto de violencia psicológica y maltrato a la manipulación de una niña”, cierra el expediente que sin dudas resulta una grave denuncia para un magistrado.

Gobierno de Chubut