El 5 de septiembre de 2007 se llamó a licitación para realizar la obra de la autovía entre las localidades de Puerto Madryn y Trelew. De hecho, el 30 de agosto de 2012 quedó inaugurada parcialmente a través de una videoconferencia por la entonces presidenta Cristina Fernández.
No obstante ello, estando en 2019 todavía no se han finiquitado las labores y los trabajos en la Doble Trocha continúan. A esto hay que sumarle que en los últimos días se han evidenciado conflictos entre los trabajadores que están a cargo de la obra y la empresa. Es más, en el transcurso de la semana pasada los empleados habían anunciado un paro, pero se dictó la conciliación obligatoria y ayer se realizó una audiencia. Puntualmente, el conflicto se generó por el despido de tres trabajadores, lo que provocó el reclamo de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA) para que sean reincorporados.
Esta conciliación obligatoria dictada a las pocas horas del anuncio de la medida de fuerza por parte de la asociación sindical continuará hasta el 24 de abril, por lo que las negociaciones por esta cuestión con la Secretaría de Trabajo se extenderán hasta esa fecha.

“Se llevan máquinas”

Al respecto de esta obra, el secretario de Organización de la Seccional Madryn de la UOCRA, Javier Moya, denunció en una entrevista con El Diario que “todos los días nos encontramos con que se llevan máquinas y eso creo que va en detrimento del ritmo de la obra. Cuando cerraron el frente de trabajo en la ciudad de Trelew se llevaron una motoniveladora, un rodillo y ahora se van a llevar un neumático de los que se usan para aplanar. También se llevaron dos camiones para tirar el hormigón”.
Sobre los conflictos existentes entre los trabajadores y la empresa que está a cargo de la obra, Moya consideró: “Ellos se enojan cuando nosotros decimos que tenemos incertidumbre sobre cómo van a seguir las obras, pero si ellos se llevan las máquinas cómo sabemos cómo va a ser el avance de obra”.
Al ser consultado sobre los diálogos entre la UOCRA y Vialidad de Nación para encontrar una solución a estos cortocircuitos, el titular de la seccional madrynense de la entidad gremial afirmó que no existe ningún tipo de comunicación entre las partes. “Nosotros acordamos con la empresa. Después de un acuerdo con Provincia iba a salir como mediadora la Secretaría de Trabajo en algún conflicto y eso es lo que está sucediendo”, explicó.

Atraso en las obras

Respecto a la posibilidad de que la extracción de maquinaria por parte de la empresa en cuestión retrase los plazos establecidos para la finalización de la obra, Moya afirmó que desde la firma dicen que no tendrá inconvenientes, aunque él remarcó que “hay que usar el sentido común. Si vos tenes menos máquinas, más rápido no las vas a hacer a las obras”.
Vale recordar que a fines del año pasado el diputado nacional y ahora candidato a gobernador de Chubut por Cambiemos, Gustavo Menna, junto a referentes locales de Cambiemos, hicieron un recorrido por los trabajos de la autovía que une a Puerto Madryn y Trelew, donde anticiparon que la misma quedará finalizada para el año 2020. No obstante ello, estas complicaciones enumeradas por Moya podrían volver a retrasar las labores.
En aquel entonces, el concejal de Puerto Madryn por Cambiemos, Claudio Tortoriello, se refirió también al avance en las obras de ampliación y reparación de los muelles Storni y Piedrabuena y adelantó que, aproximadamente a principios de diciembre, los cruceros de hasta 320 metros de eslora podrán amarrar en este último, algo que hasta el momento no estaba permitido y que obligaba a algunos buques turísticos a tener que hacerlo en el puerto operativo, generando complicaciones logística.

Gobierno de Chubut