Oscar Alarcón, el ex jefe de ceremonial provincial imputado de enriquecimiento ilícito, presentó fotocopias de tres plazos fijos de 1999 como prueba de defensa. Los fiscales lo acusan de poseer una fortuna cercana al millón de dólares en bienes.

Fabián Gabalachis, el abogado particular de Alarcón, se opuso a las intervenciones telefónicas y a la tasación de bienes que realizaron martilleros públicos sobre las propiedades del ex jefe de ceremonial de provincia. Y como prueba de descargo presentó fotocopias de plazos fijos.

Los Fiscales Generales de la Unidad Especial de Investigación de Delitos Contra la Administración Pública, Alex Williams y Omar Rodríguez, contestaron las objeciones formuladas y citaron jurisprudencia resuelta por la Corte Suprema de Justicia de la Nación en el caso “Alsogaray, María Julia s/ recurso de casación e inconstitucionalidad»,  “Jaime Ricardo Raúl y Otros s/ Enriquecimiento Ilícito” y César Milani.