En las elecciones celebradas el domingo no sólo se votó para gobernador y para intendente o jefe comunal en varias localidades de Chubut, sino que también se resolvió como quedarán divididas las bancas de la Legislatura Provincial. Si bien todavía no está el recuento definitivo de los votos, lo que determinará cuántos diputados aportará cada espacio político, con los resultados provisorios se puede hacer una estimación de quienes serán los encargados de dictar las leyes provinciales entre 2019 y 2023.
En este caso se haría una especie de enroque entre Chubut al Frente y el Partido Justicialista, teniendo en cuenta que durante los últimos cuatro años el oficialismo provincial fue la segunda minoría del cuerpo legislativo, mientras que el peronismo era el espacio con mayor cantidad de diputados. Así las cosas, el reelecto gobernador Mariano Arcioni ahora contará con mayoría propia en el Poder Legislativo provincial, algo que le fue adverso durante sus dos años de gestión, teniendo en cuenta que la oposición siempre fue en contra de los intereses planteados por el mandatario.
Ahora, con los resultados de los comicios celebrados el domingo último Chubut al Frente contará con 16 legisladores propios. En tanto, los 11 restantes se dividirán por el sistema D’hont entre los demás espacios, que en este caso quedarían ocho bancas para el Frente Patriótico y Cambiemos mantendrá las tres que tuvo durante los últimos cuatro años.
De los 16 diputados provinciales que aporta Chubut al Frente, tres son oriundos de la localidad de Puerto Madryn: la actual viceintendenta Xenia Gabella y los concejales Miguel Antín y Mariela Williams.
A su turno, la vicejefa de la ciudad del Golfo se refirió ayer al proceso electoral que se celebró el último domingo, lamentándose por la falta de chicos jóvenes que se vio en las escuelas donde se votó, asegurando que esto será “algo más para pensar para la próxima: cómo podemos acercar a los chicos al voto”. Además, afirmó que no se observaron muchos votos en blanco, mientras que un gran porcentaje del padrón madrynense se acercó a las urnas durante el domingo.
Por su parte, Antín puso en valor la llegada del actual intendente de Puerto Madryn y vicegobernador electo de Chubut, Ricardo Sastre, a la Provincia, remarcando que “le va a dar un toque diferente. La gestión que se ha hecho acá en Madryn se va a trasladar a la Provincia y eso va a ser muy beneficioso”.
En tanto, Williams enfatizó que “hay bastante qué hacer y lo fundamental también es empezar a recorrer la provincia para tener un acercamiento más fino. Un tema que a mí me preocupa tiene que ver con la oferta de productos regionales en las góndolas de supermercados, que es algo que vengo pensando hace tiempo pero el Concejo no es el lugar para hacerlo y la Legislatura por ahí sí lo es”.
Por su parte, Manuel Pagliaroni, actual diputado provincial por Cambiemos, que continuará en su cargo luego de los resultados del domingo, dialogó con El Diario e hizo un balance de dichos comicios, manifestándose desilusionado por los números obtenidos. “Nosotros esperábamos tener un resultado mejor. Ya desde las PASO estábamos con otras expectativas. La nacionalización de la campaña, que los otros espacios políticos instalaron, especialmente desde el Gobierno Provincial por la razón lógica de no querer discutir las cuestiones de la Provincia que estaban mal o muy mal”, sostuvo, al mismo tiempo que lanzó que esperaban otro resultado y que las expectativas eran otras.
Al ser consultado sobre la realidad de que Chubut al Frente será la fuerza mayoritaria de la Legislatura Provincial, Pagliaroni dijo: “Es absolutamente preocupante esta situación que se va a dar por la forma en la que (Mariano) Arcioni viene administrando los recursos públicos y por como viene desarrollando las diferentes políticas públicas. Ahora que no tenía una mayoría legislativa lo hacía con decretos y vetando casi todas las leyes que se aprobaban en esta cámara. Creo que va a pretender utilizar la Legislatura como una escribanía”.

Gobierno de Chubut