En las últimas horas la Federación de Bioquímicos de Chubut dejó de atender con la obra social SEROS, como consecuencia de que no pudieron llegar a buen puerto las negociaciones que se desarrollaron durante la semana pasada entre ambas partes. Puntualmente, el reclamo se basó en un aumento de honorarios, teniendo en cuenta que los mismos son un 30% más bajos de los que pagan el resto de las obras sociales, al mismo tiempo que se exigió el pago en término, teniendo en cuenta que actualmente el mismo se hace con 25 o 30 días de atraso. Además, a esto hay que sumarle que el contrato vigente es a 60 días, por lo que entre que se presenta la factura y finalmente se cobra por el servicio pasan prácticamente tres meses.
Al respecto de esta conflictiva situación, Natalia Russo, titular de la Federación de Bioquímicos de Chubut, dialogó con El Diario y aseguró que “con la inflación que hay se hace muy complicado mantener la situación. Más que nada porque los honorarios son bajos, porque si tuviéramos honorarios a un valor más acorde por ahí uno puede sostener la situación, pero ahora está muy complicado”.
Además, agregó que también solicitaron que se les trasladen el 100% del aumento de las paritarias, enfatizando que “todavía no nos han dicho cuál es el número que nos van a trasladar del aumento de paritarias. Nuestro reclamo sería que ante los honorarios bajos que estamos teniendo necesitaríamos que nos trasladen el 100% del aumento”.
Al ser consultada sobre las últimas negociaciones que han mantenido con representantes de SEROS, Natalia Russo sostuvo que las mismas fueron la semana pasada y que en las mismas lo que les dijeron fue “nada”. En cuanto a las expectativas de cara al futuro inmediato y una posible solución al conflicto, la titular de la Federación de Bioquímicos de Chubut aseveró que “nosotros queremos solucionar el problema, queremos seguir trabajando, pero no vemos que ellos nos ayuden a solucionarlo, porque no nos están dando opciones. Ellos nos dicen que entienden la situación, que nosotros no podemos seguir más así, pero no nos ayudan en nada”.

Pedidos puntuales

Asimismo, la representante de los trabajadores de dicho sector insistió que los reclamos y las medidas impulsadas en las últimas horas tienen como objetivo dos cuestiones puntuales: aumentar la unidad bioquímica y el pago en término. “Si no pudieran aumentar la unidad bioquímica, al menos que paguen en término”, remarcó.
Además, Russo recordó que estos reclamos no son novedosos, haciendo referencia a que a fines del año pasado se hizo otro corte en la prestación de servicios con SEROS, debido a que en dicho momento no se aumentaban los honorarios. Posteriormente se hizo un incremento, aunque el mismo fue catalogado como “insuficiente para afrontar la inflación que hay”.
“No nos alcanza lo que ellos nos dan. Ahora la negativa es total y ni si quiera nos informan cuánto nos van a pagar. No sabemos si nos van a trasladar el 100% de las paritarias o no. Si no nos pagan en término se hace muy larga la cuestión y no nos alcanza la plata. En otros momentos en los que la situación estaba mejor y no había tanta inflación los atrasos de PAMI se podían aguantar con lo que entraba de otras obras sociales, pero ahora no se puede. Ellos estaban acostumbrados a que nosotros aguantemos y subsidiemos la situación con lo que entra de otras obras sociales, pero hoy no se puede. Nosotros no queríamos llegar a cortar, pero lamentablemente no nos queda otra porque no nos dan una solución”, concluyó Russo.

Arnaudo vinculó el reclamo a una cuestión electoral

El presidente del Instituto de Seguridad Social y Seguros de la Provincia (ISSyS), Miguel Arnaudo, cuestionó duramente las medidas impulsadas por la Federación de Bioquímica de Chubut, vinculando el reclamo con cuestiones políticas. “Me llama la atención que se decida tomar esa medida a cinco días de las elecciones”, lanzó, al mismo tiempo que dijo: “Suena a cierto tinte político, porque tenemos buen diálogo con ellos y sabían de esta situación, y además todos saben que la relación contractual entre el prestador y la obra social es voluntaria, no están obligados a trabajar con SEROS, el único que no puede elegir es el afiliado, que se ve altamente perjudicado con esta medida”.
Además, el titular de dicha entidad, quien brindó una conferencia de prensa en Casa de Gobierno, afirmó que “al día de la fecha ni siquiera estamos en mora, seguimos dentro de los plazos del contrato, por eso no logro entender porque la prestación del servicio está suspendida de parte de ellos”.
Por último, Arnaudo manifestó que “lo que ellos están reclamando no es un incremento puntual, pero calculo que quieren un aumento que esté arriba del 40% de lo que estamos dando, lo cual es imposible en este momento y menos podemos hacer futurología de los incrementos que se puedan otorgar de acá a fin de año”.

Gobierno de Chubut