El ministro de Economía de la Provincia, Oscar Antonena, aseguró además que no pudo cumplirse con el adelanto de 30 mil pesos a todos los empleados públicos, que se habían anunciado para este jueves, porque se necesitaban más de 1.857 millones de pesos para cubrir el total de 61.921 haberes del Estado chubutense y Nación sólo aportó 1.327 millones, de los que habrá que devolver más de 800 entre noviembre y diciembre. Confirmó el cronograma escalonado por rangos, que comenzará el próximo sábado 14, continuará el 21 y terminará el 28 de este mes, aunque sin las actualizaciones salariales que se acordaron en paritarias.
«Sencillamente no se pudo lograr la disponibilidad de 2 mil millones de pesos, que es lo veníamos trabajando hace 15 días», respondió el ministro Oscar Antonena en declaraciones a Radio 3, cuando fue consultado sobre los motivos por los que no pudo cumplirse con el adelanto de 30 mil pesos que había anunciado el Gobierno.
«Son más de 1.850 millones de pesos (1.857.630.000), teniendo en cuenta que hablamos de un total de 61.921 haberes en toda la provincia», especificó sobre el dinero que se necesita para hacer frente al adelanto de 30 mil pesos.

En cuotas

«Nación se comprometió sólo a enviar 1.327 millones de pesos, que se dividen en 500 millones de adelanto de Coparticipación, 600 millones del Fondo Fiduciario que se devolverán con una tasa específica, 127 del Fondo del Incentivo Docente y otros 100 millones de Adelantos del Tesoro Nacional (ATN)», desgranó Antonena.
«Cuando llegué ayer (miércoles) de Buenos Aires, se lo comuniqué al Gobernador y se tomó la decisión de pagar a los jubilados 30 mil pesos y comenzar el próximo sábado el cronograma por rangos: hasta 40 mil pesos el primer rango, hasta 65 mil la segunda semana y el tercer tramo de más de 65 mil pesos», insistió el ministro.

Plan de Contingencia

Sin embargo aclaró que “tenemos comprometido un Plan de Contingencia, seguiremos reuniéndonos para intentar una mejora en la estructura de ingresos para la Provincia”.
«Las respuestas fueron menores a nuestras expectativas, tuvimos reuniones en las que el ministro Rogelio Frigerio, que encabezó estas gestiones siempre, escribió de puño y letra que iban a ser 2 mil millones porque entendía la situación», remarcó Antonena.
«También tuvimos otras reuniones con el ministro de Producción, Dante Sica; el ministro de Educación, Alejandro Finocchiario; Alejandro Caldarelli (secretario de Provincias y Municipios del Ministerio del Interior), el Gobernador también tuvo contactos con Hernán Lacunza (ministro de Hacienda) y representantes de la parte sindical docente que acompañaron enfáticamente las gestiones para que los recursos llegaran a la provincia. De hecho, tuve comunicaciones con Santiago Goodman y estaba al tanto de estas negociaciones», explicó.

Postergar vencimientos

«Lamentablemente tuvimos que hacer un reacomodamiento en función de los ingresos propios de la Provincia, la recaudación del mes comienza muy baja y en la última semana se reciben los ingresos de regalías y coparticipación», fundamentó.
«Estos fondos de Nación hay que devolverlos en noviembre y diciembre. Estamos inmersos en una crisis igual o peor que el 2001. En la misma mesa están sentadas la inflación, recesión, el paro, la desocupación y la pobreza», recalcó el funcionario.
«Estamos atravesando una coyuntura muy aguda, que esperamos revertir con otro impacto político», insistió.
«Estamos analizando la deuda internacional para mejorar los perfiles de vencimiento y poder afrontar los compromisos mensuales con mejores márgenes. Planificar el horizonte financiero con los inversionistas que han adquirido los bonos con garantías de regalías petroleras», señaló.

Todo atrasado

«Hoy estamos honrando los compromisos del mes de agosto, sin cláusula gatillo. Y todavía tenemos que resolver como pagar el 50 por ciento de los retroactivos pendientes», admitió Antonena, con lo que desactivó la posibilidad de que se hagan efectivos los aumentos que se habían acordado con varios gremios en paritarias.
Por el contrario, los dirigentes de ATECH aseguraron que el Gobierno aplicó descuentos de hasta el 50 % en los haberes de varios docentes por los días de paro.
«Enviamos fondos para los medicamentos y tengo una nueva reunión con el presidente de Seros para armar un cronograma, estamos tratando de paliar el déficit que tenemos con la obra social, es parte de los objetivos», sostuvo Antonena.
Y respecto de los subsidios al transporte, el TEG y las becas, indicó que «la semana anterior hicimos envíos a las diferentes jurisdicciones y lo vamos a afrontar en función de los recursos con los que contemos, es parte de nuestra agenda”.

Gobierno de Chubut