En el marco de la ocupación pacífica que se lleva adelante en la Escuela 750 “Leandro N. Alem”, ubicada sobre la intersección de la avenida Gales y la calle Villegas, trascendió que en los últimos días, un grupo de trabajadoras auxiliares se presentó en el establecimiento y permanecieron unos instantes dentro del edificio, donde tuvo lugar una discusión en la que, según indicaron desde la escuela, endilgaron a los jóvenes el hecho de que “por culpa de ustedes no vamos a cobrar nuestro sueldo”, ya que no podían ingresar a trabajar, entre otras cuestiones.
Sin embargo, en el Acta firmada el pasado 29 de agosto, cuando comenzó la ocupación, quedó establecido que el personal de maestranza podría entrar a la escuela con el permiso de las autoridades de la institución; es decir, un día después del acampe, que tuvo lugar sobre las tres de la tarde del 28 de agosto, cuando los estudiantes literalmente pernoctaron en las afueras del colegio.
Hasta el momento, la ocupación viene llevándose adelante sin sobresaltos y con diferentes comisiones que se encargan de la seguridad, la limpieza y el inventario del edificio; uno de los más deteriorados a partir de la falta de arreglos en diferentes sectores.
La situación se da días después de que a los trabajadores auxiliares, nucleados en la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), se les dictara la conciliación obligatoria y la acataran, algo que generó diferencias internas dentro del gremio con su titular, Guillermo Quiroga; a partir de allí, las trabajadoras que quisieron ingresar a trabajar a la escuela ocupada advirtieron a los alumnos que debían abandonar el edificio porque sino “no cobrarían sus sueldos”.

Discusión

A su vez, desde la comunidad educativa de la 750 refirieron que algunos directivos y referentes gremiales “andan diciendo que tenemos la escuela tomada y que no hay que ir a trabajar”, mientras que las “diferencias” con las trabajadoras auxiliares tuvieron lugar esta semana, durante los días de duelo decretados por el Gobierno Provincial tras la muerte de las docentes Jorgelina Ruiz Díaz y María Cristina Aguilar, cuando regresaban de participar en una protesta en Rawson.
Este jueves, “aparecieron tres empleadas de maestranza sin autorización de la Directora de turno y comenzaron a decirles a los chicos una serie de cosas indebidas, por ejemplo que, por culpa de ellos, no iban a cobrar su sueldo y que debían salir de la escuela”, contó una de las personas que participa de la ocupación, agregando que “además, no respetaron el horario en que, según está estipulado, debían prestar el servicio”.

Acampe y ocupación

El Acta de ocupación a la cual tuvo acceso El Diario, fue elaborada el día en que a los estudiantes se les permitió ingresar al establecimiento para llevar adelante la ocupación pacífica.
El hecho tuvo lugar unas 15 horas más tarde del acampe que realizaron los alumnos en las afueras del edificio escolar: “En el día de la fecha, siendo las 7:45 horas, ingresamos al establecimiento, la señora directora Jeannette F. Saldivia y la vicedirectora, Marta Adam para realizar la guardia diaria. Se presentan docentes a prestar su deber laboral y se les informa que no hay actividades por falta de higiene. Siendo las 9:00hs, ingresa un grupo de alumnos al establecimiento acompañado por algunos padres y manifiestan que van a permanecer en la Institución para reclamar el derecho a la Educación (Ley 26.206), en condiciones dignas”, señala el documento.

Qué espacios quedaron a resguardo

Además, el texto agrega: “Los padres presentes acompañando a los estudiantes manifiestan que van a permanecer por tiempo indefinido hasta obtener la respuesta del Gobierno a su reclamo. Dejan aclarado que no van a impedir el ingreso y egreso de docentes y demás personal del establecimiento. Los padres presentes asumen la responsabilidad de la ocupación de los siguientes espacios: gimnasio, arena, baños, galería, puerta de ingreso y baños del sector de ingreso. Los espacios resguardados serán: dirección, secretaría, tutoría, preceptoría, Departamento de Alumnos y planta alta del establecimiento”.

Municipalidad de Puerto Madryn