Luego del trágico incidente en el que dos maestras perdieron la vida tras chocar el vehículo en el que viajaban, hubo movilizaciones de trabajadores estatales y ciudadanos autoconvocados, a las cuales se le sumaron escraches en distintas localidades y a varios dirigentes y funcionarios, agudizando los pedidos de renuncia hacia el ministro Coordinador de Chubut, Federico Massoni.

«Esto es responsabilidad de Arcioni», dijo Santiago Goodman, por la muerte de las trabajadoras de la educación, que volvían a Comodoro Rivadavia luego de participar en las marchas y los plenarios gremiales.

Por otro lado, el líder de los docentes resaltó que «venimos pidiendo la renuncia de (Federico) Massoni y el Gobierno no parece querer entender». Sobre los pasos a seguir, el secretario general de la ATECh indicó que «vamos a continuar hasta saber que las compañeras que están en el hospital estén bien y puedan volver a sus casas».