Se cumplen 41 años del fallecimiento de Leopoldo Torre Nilsson, una de las figuras fundacionales de nuestro cine moderno con una prolífica carrera con más de 30 películas. Siempre crítico de la sociedad, el realizador, productor y escritor fue censurado durante el tercer mandato de Perón y la última dictadura militar.
Leopoldo Torre Nilsson fue el primogénito del realizador Leopoldo Torre Ríos y de la británica con ascendencia sueca May Nilsson. De muy joven comenzó a trabajar como asistente de Dirección junto a su progenitor en la industria cinematográfica. «Mi padre había decidido en un modo terminante que mi carrera tenía que ser la cinematografía; y yo lo acepté, pensando que iba a ser una técnica, de pronto descubrí que el cine podría llegar a ser vehículo para mi imaginación».

Sus inicios

Ávido lector y autodidacta, comenzó a trabajar en la industria cinematográfica como asistente de dirección de su padre. En 1947 estrena su primer cortometraje, “El muro”, basado en un cuento escrito por el mismo Torre Nilsson, que representa el más puro cine de autor. En 1950, realiza junto a su padre «El crimen de Oribe», inspirada en la novela de Adolfo Bioy Casares, “El perjurio de la nieve”.
Torre Nilsson se casó a los 26 y se separó a los 30, y tuvo dos hijos con su esposa Pilar. En 1951, Ernesto Sábato le presentó a Beatriz Guido, quien años más tarde sería su mujer. Junto a ella formaron una dupla creativa y adaptaron varias obras literarias para la pantalla grande.

Cuáles fueron sus ejes

Su cine puede dividirse en tres grandes categorías que no siguen un orden cronológico: “Épico-histórico”, sobre la Historia Argentina que incluye películas como “Martín Fierro”, “El santo de la espada” y “Güemes – La tierra en armas“(1971), interpretadas por Alfredo Alcón; “Adaptaciones literarias”, desde cuentos hasta novelas, incluso obras teatrales y “Cine espectáculo”, relatos marginales sobre delincuentes con un trasfondo de crítica social, como “La maffia” , “El pibe cabeza” o “Los traidores de San Ángel”.

El cine y la literatura

Torre Nilsson dedicó gran parte de su carrera a las adaptaciones literarias al lenguaje cinematográfico. En 1953, realiza la adaptación del cuento de Borges, “Emma Sunz”, titulado “Días de odio”, cuya producción fue apoyada económicamente por Armando Bo. La película tuvo éxito en el Festival de San Pablo, donde encontró un productor interesado en sus proyectos de adaptaciones literarias al cine. El estilo cinematográfico que Torre Nilsson proponía difería del resto del cine argentino de la época, motivo por el cual fue incomprendido en ocasiones. Ese mismo año rodó “La tigra”, basado en la obra teatral de Florencio Sánchez, film censurado por el peronismo por sus escenas subidas de tono y estrenada once años después.

Algunas de sus producciones

Durante la crisis de la industria cinematográfica, entre 1956 y 1957, Torre Nilsson escribió su novela «El derrotado», de la que su hijo Javier realizó una versión cinematográfica en 2011. En 1967 publicó el libro de cuentos «Entre Sajones y el Arrabal» (Editorial Jorge Álvarez).
“El santo de la espada” (basada en la obra literaria de Ricardo Rojas de 1933) es una película histórica épica y relata la vida del General José de San Martín. Protagonizada por Alfredo Alcón, se estrenó en 1970.
Fuente: Secretaría de Cultura de la Nación

Gobierno de Chubut