En septiembre último, una sentencia interlocutoria del juez Paulo Köning, ordenó de restituir en sus funciones al juez de Familia de Rawson, Martín Alesi, como consecuencia de una acción de amparo presentada por el magistrado contra el Tribunal de Enjuiciamiento de la Provincia del Chubut. Sin embargo por estas horas se analiza la ratificación de la suspensión a la que había sido sometido el Juez lo que podría devenir en la nulidad de los actos administrativos del magistrado de los últimos 30 días.
Según trascendió, la restitución de Alesi en su cargo no carecería de ortodoxia y por tanto la suspensión que le fuera aplicada estaría vigente. Así las cosas, el juez Martín Alesi está bajo el escrutinio público debido a la trascendencia que tuvo el jury al que es sometido, mientras en el ámbito del Consejo de la Magistratura se inició otra investigación que pone en tela de juicio el comportamiento del magistrado conforme sus funciones y atribuciones.

Amparo

La suspensión del juez Alesi, no tiene un carácter sancionatorio sino que es una medida dispuesta con carácter previo por el tribunal de enjuiciamiento, y no estaría vulnerando derechos del magistrado, lo que coloca en debate que haya apelado a una acción de amparo ante la suspensión.
En el fallo del juez Köning se expresa que “las medidas cautelares no exigen de los magistrados el examen de la certeza sobre la existencia del derecho pretendido, sino sólo de su verosimilitud”, y más adelante agrega que el acogimiento de la medida solicitada por Alesi “es solo un pronunciamiento provisional realizado sin efectuar el análisis propio de una sentencia definitiva”.
En marzo pasado, el Tribunal de Enjuiciamiento compuesto por dos abogados del foro, los diputados Roddy Ingram (Chusoto) y José María Grazzini (PJ-FpV), y el presidente del STJ, Alejandro Panizzi, suspendió a Alesi hasta la finalización del jury.
Por estas horas, la Cámara de Apelaciones de Trelew deberá decidir sobre el futuro inmediato del juez Martín Alesi.

Gobierno de Chubut