El Hospital Ramón y Cajal de Madrid ha diagnosticado el dengue a un hombre joven que contrajo la enfermedad al mantener relaciones sin protección con otra persona que había adquirido el virus durante un viaje por el Caribe, según ha confirmado la Comunidad de Madrid. Esta es una de las primeras infecciones por vía sexual confirmadas en el mundo, ya que solo hay referencias en la literatura científica de otro caso similar en Corea del Sur.
El contagio, ratificado por el Centro Nacional de Microbiología del Instituto de Salud Carlos III, se produjo a principios de septiembre y la pareja sexual del enfermo fue otro hombre que había viajado recientemente a Cuba y República Dominicana, países en los que la enfermedad vive un importante repunte. Este caso importado había desarrollado síntomas compatibles con la enfermedad 10 días antes.
«El paciente llegó con fiebre alta, eritema cutáneo e intensos dolores», explica Santiago Moreno, jefe del servicio de Enfermedades Infecciosas del Ramón y Cajal. La sospecha clínica fue confirmada por el servicio de Microbiología del hospital madrileño y abrió nuevos interrogantes sobre el origen de la infección. A la ausencia de viajes a zonas endémicas se sumó el hecho de que en la Comunidad de Madrid no está asentado el mosquito tigre —Aedes albopictus—, que sí habita en zonas de España como la costa mediterránea donde ha actuado de vector en otros casos autóctonos. El enfermo tampoco había visitado recientemente estas zonas. El periodo de incubación del dengue suele ser de entre cuatro y 10 días.
«Hubo que hacer un detallado trabajo de investigación», destaca Moreno. La unidad de Medicina Tropical del Ramón y Cajal, en un equipo liderado por Francesca Norman, llegó al que ha resultado ser la fuente del contagio.