El presidente Mauricio Macri reunió en la Quinta de Olivos a los titulares del PRO de las 24 provincias del país, entre ellos María Eugenia Vidal, Horacio Rodríguez Larreta, y Daniel Laudonio de Chubut, para analizar los pasos a seguir de la fuerza que lidera dentro de la alianza Juntos por el Cambio, de cara a la próxima etapa como oposición a la gestión de Alberto Fernández.
El encuentro se realizó de cara a la renovación de autoridades del PRO que tendrá lugar en febrero próximo, y los referentes del partido ratificaron este viernes la decisión de que la ministra de Seguridad saliente, Patricia Bullrich, sea electa como presidenta del partido a nivel nacional, sucediendo en el cargo al actual senador Humberto Schiavoni.
Además de Vidal y Rodríguez Larreta, estuvieron el resto de los presidentes del PRO de las diferentes provincias; el apoderado del partido, José Torello; y el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis. Llamó la atención la ausencia del jefe de Gabinete, Marcos Peña.
Los dirigentes analizaron la situación post derrota electoral del PRO, estructura a la que piensan reforzar en las provincias del interior del país, donde sus socios de la UCR fueron el eje central del espacio con su fuerte estructura.
En el encuentro que se extendió por dos horas también también se abordó la necesidad de bajar tensiones con la UCR y la Coalición Cívica luego de la derrota y de mantener unido Juntos por el Cambio para seguir representando «al 40% del electorado» que se inclinó por Macri en las elecciones de octubre, trascendió.