Echaron al ministro de Cultura brasilero por citar a Goebbels


El Diario | Visión Global

El máximo responsable de cultura de Brasil, Roberto Alvim, copió trechos de un discurso del ministro de Propaganda nazi, Joseph Goebbels. “El arte brasileño de la próxima década será heroico y nacional. Estará dotado de una gran capacidad de implicación emocional y será igualmente imperativo (…) o de lo contrario no será nada”, afirmó Alvim en un vídeo oficial difundido en redes este jueves por la noche, flanqueado por una bandera brasileña y una cruz. Horas después de estallar la polémica, el presidente Jair Bolsonaro lo cesó del cargo.
El ultraderechista Bolsonaro explicó en una nota que “un pronunciamiento desafortunado, aunque se haya disculpado, se ha convertido su permanencia insostenible. Reitero nuestro repudio a las ideologías totalitarias y genocidas”. La declaración del responsable de Cultura había indignado a los presidentes del Congreso y del Supremo, a la Confederación Israelita de Brasil y a miles de internautas. La frase del propagandista nazi de la que se inspiró decía: “El arte alemán de la próxima década será heroico, será ferozmente romántico, será objetivo y libre de sentimentalismo, será nacional con gran patetismo e igualmente imperativo… o de lo contrario no será nada”.
Tras la polémica, Alvim atribuyó la semejanza con las palabras de Goebbels a “una coincidencia retórica» y afirmó que el discurso fue elaborado con ideas “traídas por asesores” que hicieron una búsqueda sobre “arte nacionalista”. Además, añadió que, de haber sabido “el origen de la frase, nunca la hubiera pronunciado”. Explicó, en una entrevista posterior, que escribió el 90% del discurso, pero no los extractos copiados de Goebbels. Antes también había dicho que «el origen [de la frase] es falso, pero las ideas contenidas en la oración son absolutamente perfectas”. El vídeo donde copia al jefe nazi fue elaborado para lanzar el Premio Nacional de Arte, “el mayor proyecto cultural del Gobierno Bolsonaro”.


COMENTARIOS

Comments are closed.