CORONAVIRUS

Atentado xenófobo en Alemania deja nueve muertos


En la ciudad alemana de Hanau, cerca de Fráncfort, a las 22 horas del miércoles, Tobias R., un ultraderechista alemán de 43 años, abrió fuego en un bar frecuentado por extranjeros. A este tiroteo le siguió un segundo en otro bar, causando un total de nueve muertos y al menos cuatro heridos. Horas más tarde, la policía localizó el coche con el que el atacante se había dado a la fuga. Subieron a su domicilio y hallaron el cadáver del presunto autor junto al arma homicida y a su madre, de 72 años, también sin vida, ambos con heridas de bala.
La fiscalía general asumió el caso por su especial relevancia y considera que el presunto autor manejaba ideas “profundamente racistas”, que dejó plasmadas en un manifiesto. Las víctimas tenían entre 21 y 44 años. Según datos preliminares del ministerio público citados por Der Spiegel, entre los fallecidos había nacionales de Turquía (cinco, según su Embajada en Berlín), Rumania, Bulgaria, de doble nacionalidad alemana y afgana y de Bosnia. La comunidad kurda en Alemania también aseguró lamentar víctimas en el atentado.
En un mensaje solemne, la canciller alemana, Angela Merkel, expresó sus condolencias y confirmó que hay numerosos indicios que apuntan a una motivación “ultraderechista”, “racista” y de “odio a personas de otro origen”. “El racismo es veneno. El odio es un veneno que existe en nuestra sociedad y que es culpable de muchos crímenes”, dijo en el mensaje televisado. El vicecanciller alemán, Olaf Scholz, pidió que lo sucedido en Hanau tenga consecuencias políticas: “Nuestros debates políticos no pueden obviar el hecho de que hay terrorismo de ultraderecha en Alemania 75 años después de la dictadura nazi. Tenemos que defender nuestra democracia liberal”. Numerosos actos de carnaval se cancelaron y la Bundesliga guardará este fin de semana un minuto de silencio en los partidos.


COMENTARIOS

Comments are closed.